Figuras de Dicción en Jueces




No

Referencia

Figura de Dicción

1

2:10

469 Metonimia de la causa

2:10. “Y se levantó después de ellos otra generación que no conocía (no se preocupaba ni se mostraba agradecido) a Yahweh.”

2

3:24

592 Eufemismo

3:24. “...SIn duda él cubre sus pies”; es decir, está haciendo sus necesidades. V. también 1 S 24:3.

3

3:27

495 Metonimia del sujeto

3:27; 7:24. “... el monte de Efraín “; es decir, la región montañosa de la tribu de Efraín.

4

5:4, 5

352 Hipérbole o exageración

5:4, 5 expresa bellamente, por medio de imágenes hiperbólicas, la majestad de Dios guiando a Israel en dirección a la Tierra Prometida.

5

5:6

71 Elipsis

5:6. “... En los días de Jae, cesaron los senderos (lit.) de ser lugares seguros, y los que viajaban (por) sendas se iban por senderos torcidos”; es decir, atravesaban por atajos por miedo a las bandas armadas (v.8). La mayoría de las versiones yerran en este versículo, por no acertar a ver la elipsis.  

6

5:7

499 Metonimia del sujeto

5:7. “Las aldeas cesaron”; es decir, los aldeanos. Lo mismo, en el v. 11. V. también en elipsis y homeopróferon

7

5:8

435 Heterosis de los tiempos

5:8. “Escogerá (Israel) nuevos dioses”; es decir, escogió, pues Débora está hablando de la causa por la que había sido afligido el pueblo de Israel: la idolatría.

8

5:10

348 Perífrasis o circunlocución

5:10. “Vosotros los que cabalgáis en asnas blancas (es decir, los “príncipes”), los que presidís en juicio (los “jueces”), y vosotros los que viajáis (los “mercaderes”), hablad.” La descripción de las diferentes clases se pone de relieve, por medio de repetida perífrasis, mejor que con la simple declaración de sus nombres.

9

5:20

714 Prosopopeya

5:20. “Desde los cielos pelearon las estrellas; desde sus órbitas pelearon contra Sísara.” V. en homeopróferon

10

5:21

436 Heterosis de los tiempos

5:21. “Marcharás (es decir, marcha), oh alma mía, con poder.” Lo mismo en Sal 5:11r

11

5:22

183 Duplicación

5:22. “... Por el galopar, por el galopar de sus valientes.” La repetición indica aquí las violentas cabriolas de los caballos.

12







13

5:27

138 Asíndeton

5:27. “Se retorció entre sus pies,

- quedó tendido;

- entre sus pies quedó encorvado;

- cayó donde se retorció,

- y quedó muerto.”


290 Epibole

5:27. Dice textualmente: “A los pies de ella se encorvó, cayó, quedó tendido; a los pies de ella se encorvó, cayó; donde se encorvó, cayó muerto.”

14

5:29-30

150 Aposiopesis

5:29-30. Aquí tenemos, en el càntico de Débora, una maravillosa aposiopesis. La madre de Sísara se asoma por entre las celosías y se inquieta por la suerte de su hijo. Sus damas de compañía tratan de calmarla con pensamientos optimistas, que ella se repite a sí misma. Su soliloquio se quiebra en un brusco silencio, para terminar el canto en una triunfal imprecaciòn: “¡Así perezcan todos tus enemigos, oh Yahweh!”

15


5:30

564 Sinécdoque de la parte

5:30. “Una doncella, o dos, por cabeza de hombre” (lit.); es decir, por cada guerrero. Tenemos aquí otra sinécdoque, pues el original usa el vocablo “útero” en vez de “doncella”.  

16

5:31

380 Epifonema

5:31. “Así perezcan todos tus enemigos, oh Yahweh.”

17

7:13

819 Genitivo de material

7:13. “... un pan de cebada”; hecho de cebada.

18

9:1

544  Sinécdoque de la especie

9:1. Aquí, “hermanos” significa “pariente”. Lo mismo, en Gn 13:8; 31:23; 1Cr 12:29. Jerónimo distingue cuatro clases de “hermanos” en el A.T.: 1) POr nacimiento, como en Gn 27:1; 2) Por nacionalidad, como en Dt 15:3; 3) Por parentesco, como en Gn 13:8; y 4) Por afecto, como en Sal 133:1, etc. etc.  

19

9:7-15

633 Alegoría

9:7-15. Esta porción no constituye una parábola, a pesar del epígrafe en nuestras versiones, sino una hipocatástasis continuada y, por tanto, una alegoría. No es un símil continuado; por consiguiente, no puede ser  parábola. Si no fuese por la interpretación que se nos brinda en los vv. 16-20, no hallaríamos otra cosa que lo que está implícito en la figura. Resulta interesante descubrir que los cuatro árboles mencionados en dicha alegoría - la higuera, el olivo, la vid y la zarza - son precisamente los cuatro que se usan para combinar toda la historia de Israel. La Higuera representa la posición acional de Israel, de la que sabemos por los evangelios sinópticos que se marchitó y tuvo que ser cortada. El Olivo representa los privilegios del pacto de Dios con Israel, los cuales siguen vigentes (Ro 11). La Vid representa las bendiciones espirituales de Israel, que sólo pueden hallarse en Cristo, la Vid verdadera (Jn 15). Y la Zarza representa al Anticristo, en cuya sombra vendrán los judíos a cobijarse, pero que resultará para Israel un fuego consumidor en el día de la “angustia de Jacob” (v. Jer 30:7).

20

10:16

727 Antropopatía

10:16. Dice literalmente: “... y su alma fue apenada a causa del sufrimiento de Israel”.

21

10:17

295 Paralelismo

10:17. Véase en este ejemplo a extensión de la alternancia a tres líneas:

a. “Entonces los hijos de Amón

   b. se juntaron,

       c. y acamparon en Galaad;

a. asimismo los hijos de Israel

   b. se juntaron,

       c. y acamparon en Mizpá.”

22

11:3

335 Pleonasmo

11:3. “Huyó, pues, Jefté, de la faz de sus hermanos…”

23






24

11:40

251 Antanaclasis

11:40. El texto dice literalmente: “Y se hizo costumbre en Israel que de días en días fueran las doncellas de Israel a endechar a la hija de Jefté galaadita, cuatro días al año.” En el primer caso, “días” se usa, por sinécdoque, para significar “año” (de año en año), mientras que, en el segundo, indica días de 24 horas.

572 Sinécdoque de la parte

11:40. “Y se hizo costumbre en Israel, que de año en año (lit. de días en días) fueran las doncellas de Israel a endechar a la hija de Jefté.” El verbo hebreo tanah sólo ocurre dos veces en el A.T.: aquí y en 5:11. Significa “relatar” o “lamentar”, según los casos. Lo mismo significa “de días en días” en 1S 1:3; pero en el v. 7, el vocablo “año” se toma en sentido literal.

25

13:12

813 Genitivo de relación y objeto

13:12. “...¿cómo debe ser la manera de (de vivir) del niño”, etc.; esto es, qué pauta hemos de seguir para ordenar la vida del niño.

26

14:8

793 Anteisagogé

14:8. La respuesta al acertijo de Sansón de da aquí en forma de pregunta, por lo que tenemos una anteisagogé. V. en enigma.  

27

14:14

647 Enigma

14:14. Es bien conocido el enigma de Sansón: “Del devorador salió comida, y del fuerte salió dulzura.” La solución es dada en el v. 18: “¿Qué cosa más dulce que la miel? ¿Y qué cosa más fuerte que el león?” En este enigma hay escondidas  verdades profundas y preciosas que ni los filisteos ni el hombre natural pueden entender ni recibir.   

28

15:16

251 Antanaclasis

15:16. “a figura sólo puede observarse aquí en el original, teniendo en cuenta que tanto “asno” como “montón” son, en hebreo, las misma palabra. “jamor”; dice, pues, así: ”Con la quijada del asno (hebr. hajamor - con el artículo ha-), montón de montones (jamor jamoratáyim), con la quijada del asno maté mil varones” (lit.)

29

16:3

114 Elipsis

16:3. “... Si tejes siete guedejas de mi cabeza con la tela y las aseguras con la estaca  (del v.14), me debilitaré y seré como cualquiera de los hombres (de los vv. 7 y 11)”.   

30

16:13

822 Homeoteleuton

16:13-14. “,,, Él (Sansón), entonces, dijo: Si tejes siete guedejas de mi cabeza con la tela y las aseguras con una estaca (seré entonces débil como cualquier otro hombre. Y sucedió que, cuando él estaba durmiendo, Dalila tomó las siete guedejas de su cabeza, y las tejió con la tela y las aseguró con una estaca), y le dijo”, etc.   

31

16:21

474 Metonimia de la causa

16:21. “... y le ataron con cadenas” (lit. con dos bronces).

32

16:23

407 Antimeria del sustantivo

16:23. “Entonces los príncipes de los filisteos se juntaron para ofrecer un gran sacrificio a Dagón su Dios y para alegrarse.” Literalmente: “y para un gran regocijo”.  

33

17:10

572 Sinécdoque de la parte

17:10. “... y yo te daré diez siclos de plata por año” (lit. por los días”.

34




35

20:16

352 Hipérbole o exageración

20:16. “... todos los cuales tiraban una piedra con la honda a un cabello, y no erraban”. Así se describe la enorme destreza de los benjamitas en el uso de la honda.

368 Epíteto

20:16. Aquí, “un cabello” viene a ser un epíteto para designar una delgadísima cosa. Véase también en hipérbole.  

36

20 y 21

606 Histerología

20 y 21. Estos capítulos refieren la guerra con los benjamitas, las cual debió de ocurrir muchos años antes; probablemente, poco después de la muerte de Josué, ya que Fineés, el nieto de Aarón, era el sumo sacerdote (20:28) y Jonatán, el nieto de Moisés, era el primer sacerdote idólatra para la tribu de Dan.  Además, Jebus o Jerusalén estaba todavía en manos de los jebuseos (19:10-12), mientras que en 1:8, 21, se nos describe su captura e incendio a manos de los hijos de Judá.  

37

21:25

435 Heterosis de los tiempos

21:25. Dice textualmente: “... cada uno lo (que le parecía) recto a sus ojos, hará”; es decir, hacía.