Proverbios 
משלי
"Dios enseña verdadera sabiduría"

Proverbios en varios versiones:   
1  2  3  4  5  6  7  8  9  10  11  12  13  14  15  
16  17  18  19  20  21  22 23  24  25  26  27  28  29 30  31

Tiempo de Lectura= 1:35 / Contiene: 31 capítulos, 915 versículos y 15.043 palabras.


1) ¿QUIÉN ESCRIBIÓ EL  LIBRO? Salomón

2) ¿CUÁNDO FUE ESCRITO? 971 y 686 a.C.

3) ¿A QUIÉN FUE ESCRITO?

4)¿ DE DONDE FUE ESCRITO?


MÉTODO  HISTÓRICO

1) ¿CUÁL ES EL TRASFONDO  HISTÓRICO DEL LIBRO? Un proverbio es una oración corta que comunica una verdad moral en una forma concisa y aguda. La enseñanza por medio de proverbios se originó en el oriente y es una de las formas más antiguas de instrucción. El mensaje principal de esos proverbios es que la sabiduría comienza en Dios.

    Un proverbio es una declaración breve que comunica una verdad ética y moral. La enseñanza por medio de proverbios se originó en el oriente y es una de las formas más antiguas de instrucción. El libro contiene dichos, parábolas y comparaciones que ayudan a aplicar la sabiduría de Dios a la vida cotidiana. La declaración "el principio de la sabiduría es el temor de Jehová" establece la base para el modelo de conducta de los hijos de Dios. Proverbios contiene varias colecciones agrupadas por autor o tema: Proverbios de Salomón, dichos de los sabios, palabras de Agur y Lemuel, y la mujer virtuosa.   


MÉTODO LITERARIO
1) ¿QUÉ GÉNERO DE LITERATURA ES EL LIBRO? Poético. El libro utiliza diversas formas literarias, poemas, parábolas breves, preguntas directas y versos paralelos. Otras figuras literarias incluyen antítesis, comparación y personificación.  

MÉTODO PANORÁMICO
1) ¿CUÁL ES LA IDEA PRINCIPAL DEL LIBRO? La sabiduría está en Dios.

2) ¿CUÁL  FUE LA RAZÓN PRINCIPAL POR LA CUAL SE ESCRIBIÓ ESTE LIBRO? Enseñar a la gente sabiduría y doctrina, razones prudentes, justicia, juicio y equidad. (véase 1, 2,3). En resumen, aplicar la sabiduría divina a la vida diaria y ofrecer instrucción moral. 

PALABRAS CLAVE EN PROVERBIOS (RV1960): sabiduría (sabio), conocimiento, temor, hijo mió, mandamiento (s), consejo, enseñanzas, lengua, necio (necedad, insensato).

TEMAS: El temor de Dios; causa y efecto en la esfera moral, sabiduría y necedad.

AUTOR (ES): Colección de proverbios que se originaron con Salomón, varios hombres sabios; Agur y la madre de Lamuel, reunidos  y arreglados para generaciones posteriores por alguien desconocido.   

ÉNFASIS: La sabiduría empieza con el temor y la confianza en Jehová; a un nivel práctico, consiste en la capacidad de tomar decisiones sabias entre la buena y la mala conducta; este tipo de sabiduría debe ser deseada sobre todo lo demás para vivir una vida plena y piadosa.  

CARACTERÍSTICAS PARTICULARES: E libro utiliza diversas formas literarias: poemas, parábolas breves, preguntas directas y versos pareados. Otras figuras literarias incluyen antítesis, comparación y personificación.  

 

 

 

Estructura de Proverbios


 Título: “Consejos prácticos en el temor de Dios”

Versículo Clave: 1:7 ‘El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; los insensatos desprecian la sabiduría y la enseñanza”

 

1:1  Los por que de los proverbios

1:8  Consejos para la sabiduría



PADRE

A

HIJO

2:1  Grandes beneficios de la sabiduría
3:1  llamado a la obediencia
4:1  Exhortación a seguir en obediencia
5:1  Manteniendo la pureza
6:1  Amonestación, pereza, adulterio
7:1  La mujer adultera
8:1  Eternidad de la sabiduría
9:1  Sabiduría y necedad
10:1  Proverbios de Salomón

PROVERBIOS DE SALOMÓN

22:17  Preceptos y amonestaciones

DICHOS DE SABIOS

24:13 Dichos de sabios
25:1  Comparaciones y lecciones morales

SALOMÓN

28:1  Proverbios comparados

SABIOS

30:1 Palabras de Agur
31:1  Exhortación a un Rey

REY / MUJER

31:10  La mujer virtuosa.
 


Autor y fecha

    La frase "Proverbios de Salomón" es más un título que una afirmación absoluta de quién es el autor (1:1). Mientras que el rey Salomón,quien gobernó Israel del 971 al 931 a.C. y se le otorgó gran sabiduría por Dios (1 R 4:29-34), es el autor de la sección didáctica (caps 1-9) y los proverbios del 10:1-22:16, es muy probable que él sea el único compilador de las "palabras de los sabios" en el 22:17-24:34, las cuales son de una fecha incierta, antes del reinado de Salomón. La colección en los capítulos 25-29 fue originalmente compuesta por Salomón (25:1) pero copiadas e incluida más tarde por el rey Ezequías de Judá (alrededor del 715-686 a.C.). El capítulo 30 refleja las palabras de Agur y el capítulo 31 las palabras de Lemuel, quien quizá fue Salomón. Proverbios no fue confeccionado en su forma final sino hasta los días de Ezequías o después. Salomón escribió sus proverbios antes de que su corazón se volviera a Dios (1 R 11:1-11), debido a que el libro revela una perspectiva piadosa y está dirigido a los "simples" y "jóvenes", que necesitan aprender el temor de Dios. Salomón también escribió los salmos 72 y 127. Eclesiastés y Cantar de los cantares.     


 

Contexto Histórico de Proverbios 

    El libro refleja un contexto triple como: 1) literatura de sabiduría general; 2) principios de la vida dentro de la corte real; y 3) instrucción ofrecida en la relación tierna de un padre y madre con sus hijos, todo está diseñado para producir meditación en Dios. Debido a que Proverbios es literatura de sabiduría, por naturaleza algunas veces es difícil de entender (1:6). La literatura de sabiduría es parte del todo de la verdad del A.T; el sacerdote dio la ley, el profeta dio una palabra del Señor, y el sabio daba un consejo sabio (Jer 18:18; Ez 7:26). En Proverbios, Salomón el sabio da principios para los asuntos "difíciles" de la vida (1:6) los cuales no están directamente cubiertos por la ley o los profetas. Aunque es práctico, Proverbios no es superficial o externo porque contiene elementos éticos que recalcan la vida de rectitud que fluye a partir de una relación correcta con Dios. En el 4:1-4 Salomón relacionó tres generaciones al encomendar a su hijo Roboam lo que él aprendió a los pies de David y Betsabé. Proverbios es tanto un patrón para impartir tiernamente la verdad de generación a generación, como un vasto recurso para el contenido de la verdad impartida. Proverbios contiene los principios y aplicaciones de las Escrituras que los personajes piadosos de la Biblia ilustraron en la vida de cada uno de ellos.         





Retos de Interpretación

 

  •  El primer reto es la naturaleza de la literatura de sabiduría en sí misma, la cual es, por lo general, difícil de entender.  Al igual que las parábolas, las verdades que se buscan enseñan frecuentemente están veladas de la compresión si  se ven solo de manera superficial, y por esta razón deben ser ponderadas en el corazón (1:6; 2:1-4; 4:4-9).

 

  •  Otro reto es el uso extensivo de paralelismos, lo cual es la colocación de verdades lado a lado de tal manera que la segunda línea expande, completa, define, enfatiza o llega a la conclusión lógica, el fin definitivo o en algunos casos,   el punto de vista contrastante. Frecuentemente el paralelo real está solo implícito. Por ejemplo, el 12:13 contiene un paralelo no afirmado, pero claramente implicado, en que el justo atraviesa por problemas debido a sus palabras virtuosas (28:7). Al interpretar los Proverbios, uno debe:

1.        Determinar el paralelismo y frecuentemente completa lo que es asumido y no afirmado por el autor.

2.        Identifica el lenguaje figurado y expresar con otras palabras el pensamiento sin sen lenguaje figurado.

3.        Resumir la lección o principio del proverbio en unas cuantas palabras

4.        Descubrir la conducta que se enseña.

5.        Encontrar ejemplos en las Escrituras.

 

  • Hay retos que también se encuentran en los diferentes contextos Proverbios, los cuales afectan la interpretación y el entendimiento. En primer lugar, está el contexto en el que fueron hablados; en gran parte este es el contexto de los jóvenes en la corte del rey. En segundo lugar, está el contexto del libro como un todo y como sus enseñanzas deben ser entendidas a la luz del resto de las Escrituras. Por ejemplo, hay mucho que se puede ganar al comparar la sabiduría que Salomón enseñó con la sabiduría que Cristo personificó. En tercer lugar, está el contexto histórico en    el cual los principios y verdades usan ilustraciones de su propia época.

 

  • Un área final de reto entra al entender que Proverbios son guías divinas y observaciones sabias, esto es, enseñan principios subyacentes (24:3, 4) que no siempre son leyes inflexibles o promesas absolutas. Estas expresiones de verdad general (10:27; 22:4) generalmente tienen “excreciones”, debido a la incertidumbre de la vida y la conducta impredecible de hombres caídos. Dios no garantiza resultados uniformes o aplicaciones para cada proverbio, pero   al estudiarlos y aplicarlos, uno llega a contemplar la mente de Dios, su persona, sus atributos, sus obras y sus bendiciones. Todos los tesoros de la sabiduría y del conocimiento expresados en Proverbios están escondidos en Cristo (Col. 2:3) 

 

 

 

Temas históricos y teológicos

 

  •  Salomón llegó al trono con gran promesa, privilegio, y oportunidad. Dios le había concedido su petición de entendimiento (1 R. 3:9-12; 1 Cr. 1:10, 11), y su sabiduría sobrepasaba a todos los demás (1 R 4:29-31). No obstante, la impactante realidad es que fracasó al no vivir la verdad que él conocía y aun enseñó a su hijo Roboam (1 R 11:1, 4, 6, 7-11), quien subsecuentemente rechazó la enseñanza de su padre (1 R 12:6-11).

 

  •  Proverbios contiene una mina de oro de teología bíblica, reflejando temas de las Escrituras traídos al nivel de justicia práctica (1:3), al dirigirse a las alternativas éticas del hombre, llamando a cuestionar cómo piensa, vive y administra su vida a la luz de verdad divina. Más aún, Proverbios llama al hombre a vivir como el Creador quiso que viviera cuando hizo al hombre (Sal 90:1, 2, 12).

 

  •  La promesa continua de Proverbios es que generalmente los sabios (los justos que obedecen a Dios) viven más (9:11), prosperan (2:20-22), experimentan gozo (3:13-18) y la bondad de Dios temporalmente (12:21), mientras que los necios sufren vergüenza (3:5) y muerte (10:21). Por otro lado, debe recordarse que este principio general es equilibrado por la realidad de que los impíos algunas veces prosperan (Sal 73:3, 12), aunque solo temporalmente (Sal 73:17-19). Job ilustra que hay ocasiones en las que los piadosos sabios enfrentan el desastre y el sufrimiento.      

 

  •  Hay un número de temas importantes a los que se dirige Proverbios, los cuales son ofrecidos sin tener un orden determinado y hablan de diferentes temas, por esta razón es útil estudiar los proverbios temáticamente como se ilustra.

La relación del hombre con Dios

 Su confianza  Pr  22:19
 Su humildad  Pr 3:34
 Su temor de Dios Pr 1:7
 Su justicia    Pr 10:25
 Su pecado  Pr 28:13
 Su obediencia   Pr 6:23
 Enfrentando recompensa Pr 12:28
 Enfrentando pruebas Pr 17:3
 Enfrentado bendición Pr 10:22
 Enfrentando muerte Pr 15:11

 La relación del hombre consigo mismo

  Su identidad Pr 20:11
 Su sabiduría Pr 1:5
  Su insensatez Pr 26:10,  11
 Su conversación Pr 18:21
 Su dominio propio Pr 6:9-11
 Su bondad Pr 3:3
 Su riqueza Pr 11:4
 So orgullo Pr 27:1
 Su enojo Pr 29:11
 Su pereza Pr 13:4
 La relación del hombre con otros
 Su amor Pr 8:17
 Sus amigos Pr 17:17
 Sus enemigos Pr 19:27
 Su veracidad Pr 23:23
 Su chisme Pr 20:19
 Como un padre Pr 20:7; 31:2-9
 Como madre Pr 31:10-31
 Como hijos Pr 3:1-3
 Al educar hijos Pr 4:1-4
 Al disciplinar hijos Pr 22:6
  •  Los temas principales que se encuentran entrelazados y empalmando el uno con el otro  a lo largo de Proverbios son la sabiduría y la necedad (o insensatez). La sabiduría, la cual incluye conocimiento, entendimiento, instrucción, discreción y obediencia, está edificada sobre el temor del Señor y la Palabra de Dios. La necedad es todo lo opuesto a la sabiduría. 

 



Vista Panorámica de Proverbios

¿Cómo se desarrolla una sabia disciplina personal? ¿Cómo pueden hacer decisiones sabias? ¿Cómo puede el creyente desarrollar relaciones saludables? ¿Cómo puede planearse las actividades de la vida? El libro de Proverbios trata estos y otros asuntos con la sabiduría que en última instancia se personifica en Jesucristo (1 Co 1:30; Stg 3:7).
El título, “Los Proverbios,” es una traducción de una palabra hebrea cuya raíz significa “ser como, semejante, paralelo,” lo que sugiere que la enseñanza de un proverbio a menudo se basa sobre una comparación o contraste. Un proverbio puede definirse como una idea profunda en forma destilada; estas pepitas de verdades en cápsula se usan para dar guía en la conducta moral y espiritual, en forma eficaz.

Los proverbios bíblicos son de cinco categorías. 1) Un proverbio histórico es un acontecimiento del pasado que ha llegado a ser un dicho popular. Por ejemplo, “¿Saúl también entre los profetas?” (1 S 10:12). El libro de Proverbios no parece contener ningún proverbio de este tipo. 2) Los proverbios metafóricos son los más comunes en este libro, los cuales enseñan la verdad utilizando comparación, o más a menudo, contraste (cp. la mayor parte del cap. 10). 3) Un enigma presenta ya sea adivinanzas o cuestiones crípticas. Varios ejemplos de enigmas se encuentran en Proverbios (30:15–33). 4) Un proverbio en parábola presenta la verdad en forma de alegoría; la personificación de la sabiduría ilustra esto (1:20–2:22). 5) Un proverbio didáctico da información e instrucción explícita acerca de cómo actuar en ciertas situaciones. En este libro se encuentran muchos de tales proverbios (1:8–9:18).

Salomón compuso 3000 proverbios (2 R 4:32), de los cuales más de 500 son preservados en este libro. También se mencionan otros autores. Nada se sabe de “los sabios” (22:17; 24:23), a menos que sean los “hombres de Ezequías” que transcribieron la obra de Salomón (25:1–29:27). Agur (30:1) y Lemuel (31:1) tampoco son conocidos, a menos que sean otros nombres de Salomón.

El libro de Proverbios es de mucho beneficio cuando se lee cuidadosamente porque fue escrito “para aprender sabiduría e instrucción, para discernir dichos profundos, para recibir instrucción en sabia conducta, justicia, juicio y equidad; para dar a los simples prudencia, y a los jóvenes conocimiento y discreción.” (1:2–4). Es importante que estos valores sean transferidos de una generación a otra. Salomón enfatiza cómo él le pasó a su hijo Roboam la sabiduría que él había recibido de sus padres, David y Betsabé (4:1–4). También es honrada la influencia de la madre de Lemuel (31:1).
El mejor consejo jamás dado es digno de ser seguido por todos: “Confía en el Señor con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propio entendimiento. Reconócele en todos tus caminos, y Él enderezará tus sendas” (3:5–6).



Referencias Proféticas

El tema de la sabiduría y su necesidad en nuestras vidas, encuentra su cumplimiento en Cristo. En Proverbios somos continuamente exhortados a buscar la sabiduría, adquirir sabiduría y entender sabiduría. Proverbios también nos dice –y lo repite—que el temor del Señor es el principio de la sabiduría (1:7; 9:10). Nuestro temor a la ira y justicia de Dios, es lo que nos lleva a Cristo, quien es la encarnación de la sabiduría de Dios, como se expresó en Su glorioso plan de redención para la raza humana. En Cristo, es “en quien están escondidos todos los tesoros de la sabiduría y del conocimiento.” (Colosenses 2:3), encontramos la respuesta a nuestra búsqueda de la sabiduría, el remedio para nuestro temor de Dios, y la “sabiduría, justificación, santificación y redención.” que tan desesperadamente necesitamos (1 Corintios 1:30). La sabiduría que se encuentra solo en Cristo está en contraste con la necedad del mundo, la cual nos anima a ser sabios a nuestros propios ojos. Pero Proverbios también nos dice que los caminos del mundo no son los de Dios (Proverbios 3:7) y que solo conducen a la muerte (Proverbios 14:12; 16:25).




Apuntes de Proverbios





 El libro de Proverbios encaja en la historia bíblica al dar instrucción práctica a los jóvenes (y a todos los que escuchan) para ayudarlos a seguir en los caminos del Señor y para tener una vida provechosa y fructífera en la tierra.