Gráficos

Marcos

El Tiempo de Marcos

Datos esenciales

Comparación con los otros Evangelios

Bosquejo de Marcos

Principales Milagros de Jesús

Apariciones Después de la Resurrección

Dioses paganos en el Nuevo Testamento

Los seis escenarios del Juicio de Jesús

Relatos sólo en Marcos

Grupos Religiosos y Políticos Judíos

Solo en Marcos

Evidencias de que Jesús murió y resucitó

Esta evidencia demuestra que Jesús es único en la historia y prueba que es el Hijo de Dios. Nadie más ha sido capaz de predecir su resurrección y luego realizarla.

Los 12 discípulos en cada evangelio

Sinopsis

1. El comienzo del ministerio de Jesús (1:1-13)

2. El ministerio de Jesús en Galilea (1:14-6:29)

A. Principio del ministerio (1:14-3:12)

B. Ministerio posterior (3:13-6:29)

3. Ministerio en otras áreas (6:30-9:32)

4. Ministerio final en Galilea (9:33-50)

5. El ministerio de Jesús en Judea y Perea (10)

6. La pasión de Jesús (11:1-14:11)

A. La entrada triunfal (11:1-11)

B. La purificación del templo (11:12-19)

C. Controversias finales con los líderes judíos (11:20-12:44)

D. El discurso del monte de los Olivos (13)

E. La unción de Jesús (14:1-11)

7. Arresto, juicio y muerte de Jesús (14:12-15:47)

8. La resurrección de Jesús (16)

Bosquejo Resumen

A. NACIMIENTO Y PREPARACIÓN DE JESÚS, EL SIERVO (1:1-13)




B. MENSAJE Y MINISTERIO DE JESÚS, EL SIERVO (1:14-13:37)

    1. El ministerio de Jesús en Galilea

    2. El ministerio de Jesús más allá de Galilea

    3. El ministerio de Jesús en Jerusalén

C. MUERTE Y RESURRECCIÓN DE JESÚS, EL SIERVO (14:1-16:20)

Jesús no llegó sin anuncio previo ni en forma inesperada. Los profetas del Antiguo Testamento anunciaron con toda claridad de la venida de Aquel, enviado por Dios mismo, que ofrecería salvación al mundo entero. Luego vino Juan el Bautista y anunció que el Mesías "largamente esperado" había finalmente llegado y pronto estará en medio del pueblo. En la obra de Dios en el mundo de hoy en día, Jesús no viene sin previo anuncio ni en forma inesperada. Sin embargo, muchos lo siguen rechazando. Tenemos a los testigos de la Biblia para mostrar el camino, pero algunos deciden desdeñarlos como lo hicieron con Juan el Bautista en su día.


Jesús tenía el poder del Dios Todopoderoso: resucitó de los muertos, dios vida a los ciegos, restauró los cuerpos deformes y calmó los mares tormentosos. Pero a pesar de ese poder, vino como siervo. Podemos usar su vida como un patrón para saber cómo vivir el día de hoy. Como Jesús sirvió a Dios y a otros, así debemos hacerlo nosotros.


Jesús vino como siervo y mucho no lo reconocieron ni lo aceptaron como el Mesías. Nosotros también debemos ser cuidadosos y no rechazar la voluntad de Dios solo porque su presencia no se ajuste a nuestra idea de cómo debe ser Él.